sábado, 21 de enero de 2017

buenas noticias...

 

El Hospital Virgen de la Poveda implanta televisión  gratuita   en  las   habitaciones ...


El consejero de Sanidad, Jesús Sánchez Martos, ha comprobado las medidas puestas en marcha dentro del nuevo Plan de Humanización del Hospital Virgen de la Poveda para hacer que la estancia de los pacientes sea lo más confortable posible. Por ejemplo, en este centro sanitario de media y larga estancia se ha implantado un servicio gratuito de televisión en las habitaciones, con el objetivo de no interrumpir las rutinas comunes de los pacientes y ofrecer entretenimiento, distracción e información...


Yo me alegro personalmente por la noticia, pues pasé parte de junio y julio en ese Centro y me toco pagar 14 euros semanales para intentar poder ver la televisión... 



Decidí hacer una queja formal a la Comunidad de Madrid por carta para conseguir que unos particulares dejaran de esplotar este negocio pues incluso para los delincuentes y asesinos en todas las cárceles españolas la televisión es gratuita y en este centro donde se rehabilita una persona que ha sufrido una enfermedad , un accidente o una amputación de las piernas por problemas  con  el azucar en sangre  debe de permanecer un tiempo  de al menos de tres a cuatro meses obligatoriamente  hospitalizado pero pagando su televisión y con sus impuestos financiar al preso de las cárceles con todo lujo de comodidades ...¡¡¡

No hay derecho Sr. Consejero, prometa estudiárselo y nos  contesta con su visita al Centro para explicarlo...

- - - - - -
PD: También solicité poder acudir desde nuestra zona de Cadalso a hacer rehabilitación en este mismo Centro Hospitalario y no tener que aguantar el diario  desplazarnos en ambulancia  hasta Móstoles o antes hasta el mismo Alcorcón cuando disponemos de un gran Hospital próximo , especializado y con un  equipo de profesionales de lujo preparados en rehabilitar ...
Y además la frecuencia de autobús que tenemos con el Gato... 
Y podría dar un gran servicio de rehabilitación para municipios de Aldea del Fresno , Villa del Prado , Rozas, Cadalso ,  San Martín de V. o Navas del Rey , etc...,

En todo caso bien venido sea y gracias....¡¡¡¡
 
-------------------- 

se acabo el cine mudo...



Tal día como hoy
21 de enero de 
1927: en Nueva York
se presenta el cine sonoro. 

¿Cuál fue la primera película sonora?

El 4 de febrero de 1927 se estrenó en Estados Unidos El cantor de jazz (The Jazz Singer), considerada por muchos la primera película sonora de la historia, y producida por Warner Bros Pictures. El film, que alternaba la voz y canciones de su protagonista, Al Jolson con subtítulos, adapta una obra de Broadway sobre una familia judía.

----------------------------

viernes, 20 de enero de 2017

cartas al blog...






GRITOS EN LA RINCONADA DEL CORAZÓN

Ayer tarde llovía con ganas y yo iba pensando que puede ser encantador si se sabe mirar. Imaginaba esas tardes soleadas cuando los días son más largos y sales del trabajo aún con sol. 


En esos atardeceres primaverales pienso en los de ahora, en el atractivo de la lluvia, en el recogimiento, en esas sensaciones que te inundan cuando te envuelves con las faldillas de la mesa camilla y el brasero te da un calorcillo inigualable después de hacer varios kilómetros con la bici por los pueblos y paisajes que rodean Cadalso o Madrid.



 Sí, es una técnica placentera que uso a menudo: mientras vivo la estación presente imagino la futura o la pasada y ello me provoca unas satisfacciones muy especiales. Y es que tengo la corazonada de que todo lo que nos rodea es mágico. Que basta con agudizar nuestra capacidad de observación para comprobar como nos sobresaltan infinidad de maravillosas sorpresas que se suceden a nuestro alrededor. 


Ayer reparé en una: Dos ciegos, hombre y mujer, en una esquina de la calle Toledo se estaban besando con una felicidad infinita, se miraban como si interpretaran con los ojos una colosal sinfonía que les ayudaba a oponerse a la fuerza irracional del destino adverso y, de tanto en tanto, se tocaban sus mejillas con las yemas temblorosas de sus dedos. Se mascaba el amor en su esencia más pura. Teníais que haber visto la ternura que resbalaba por sus expresiones enamoradas. A veces pienso que sólo por eso merece la pena seguir aquí. Que yo tengo la obligación moral de captar esto, luego sentirlo íntimamente y después contarlo sin pudor a los cuatro vientos.


En las vacaciones de Navidad nos perdimos Paloma y yo por el valle de La Hiruela hasta dar con una aldea nombrada La Rinconada, la recorrimos elogiándola por su belleza. Hacía mal día por todas partes menos allí que lucía un sol desafiante que derretía cualquier nube que osara taparle, contrastaba con el entorno al iluminar los adornos de un árbol sombrío de Navidad que le confería al espacio una plasticidad única. Vimos a un lugareño tomando el sol sobre una loma sentado en una banqueta, también observamos a una pareja, en manga corta, comiendo en el rellano de la entrada de su casa situada sobre una depresión del terreno y a otro hombre, asomado al balcón de su vivienda suspendida en una colina que dominaba el valle, contemplando satisfecho el paso melancólico y elegante de un gato. 




 Abajo, el lugar se fundía amorosamente con el río que remansaba en el embalse de El Burguillo. Es un paraje que alberga un microclima ideal. Yo pasé días antes con la bici y lo fui descubriendo según cruzábamos un arroyo que discurría libre por el campo y entre las sombras de cientos de árboles sin poseer siquiera un cauce al uso. Inmediatamente pensé en cómo sería la vida de aquella gente en esas noches obscuras y desconsoladas en las que parece que nunca llega la claridad del día, que todo se detiene indefinidamente en el cuidado, como Don Quijote, de adorar sin esperanzas a su Dulcinea. Puede ser que en las ciudades se sepa mejor hablar; pero la fineza del sentir es patrimonio del campo y de la soledad, dijo acertadamente fray Luis de León. Mi mujer y yo conservamos su misterio y a veces, en las noches cadalseñas, cuando oímos caer la lluvia con fuerza contra el tejado y azotar impetuoso el viento contra las ventanas vuelvo a lo mío, a lo de siempre, y le digo a Paloma que qué sentirán los habitantes de La Rinconada si tienen una noche parecida, que cómo mitigarán su temerosa soledad y que, para servidor, son como actores de una película triste que solamente se proyectará sobre la pantalla olvidada del cine de sus vidas. Y así, hablando y acariciándola suavemente, me voy haciendo viejo a su lado y junto a estas cosas que de tenerlas tan cerca de nuestros sentimientos, al final hay veces que no alcanzamos a verlas.


   Me gustaría tener como amigo a uno de sus moradores para que me hiciera partícipe de sus inquietudes más conmovedoras. Para mí la amistad es el ideal del ser humano, aquello por lo que se debería luchar y perseguir nada más tener uso de razón. La amistad es el resumen, el compendio de todos los grandes sentimientos que la persona cobija. Me gusta sentir la amistad en plenitud, tenerla muy cercana, saborearla muy mía al tiempo que recuesto mi cabeza, relajada, sobre ella notando la imperiosa necesidad de percibirla sólida para poderla acariciar de manera real, alegre, tangible, emotiva, desolada y definitiva. Algo que no sea únicamente literatura, frases más o menos bonitas o trascendentales. Vivirla entusiasmado como en aquella escena tan sobrecogedora de la película “Bailando con Lobos”.



Esa en la que el indio amigo, sobre una colina nevada y montado en su caballo pinto, se dirige al hombre blanco, que se va alejando parsimonioso bajo los copos de nieve, y le grita con todas las fuerzas de su alma y de su corazón: “¡¡¡Adiós. Eres mi amigo!!!” y el eco le devolvía la esperanza rota de su voz.  ¿Lo recordáis? La vi una tarde de sábado, solo y relajado en casa soñando en el sofá, reposando de la etapa ciclista y envuelto en colores y emociones de domingo juvenil enamorado. Al ver, oír y sentir esa escena, me brotaron las lágrimas súbita y atropelladamente mientras pensaba que de eso estamos hechos los seres humanos: de emociones que nos enredan, nos hacen cosquillas y nos gritan junto a La Rinconada del corazón.



Miguel MORENO GONZÁLEZ
-----------------------

vamos de excursión...


nuevo horario...


























---------------------------------

martes, 17 de enero de 2017

arte en la naturaleza...

Los fantásticos colores del 

Eucalipto Arco Iris...

La naturaleza está llena de sorpresas, es el hogar de muchas especies vegetales y animales poco comunes. 

Eucalipto_arco_iris_Eucalyptus_deglupta

Entre ellas, el eucalipto arco iris (Eucalyptus deglupta), un árbol multicolor que parece salido directamente de la imaginación de un artista. El eucalipto o eucaliptus (Eucalyptus, del latín eucalyptus y éste del griego ευκάλυπτος -en griego significa «bien cubierto» refiriéndose a la yema de sus flores- y degluptere, pelar o descortezar, en referencia a la forma de la corteza del tronco) pertenece a la familia de las mirtáceas.
Eucalipto_arco_iris_Eucalyptus_deglupta_9
El eucalyptus deglupta es la única especie de eucalipto que se encuentra de forma natural en el hemisferio norte, pues existen alrededor de 700 especies, la mayoría oriundas de Australia. Su distribución natural se extiende por Indonesia, Nueva Guinea, Ceram, Sulawesi y la isla de Mindanao, en Filipinas. Aquí se le denomina Goma de Minadanao o Goma arco iris. En la actualidad se encuentran distribuidos por gran parte del mundo y debido a su rápido crecimiento frecuentemente se emplean en plantaciones forestales para la industria papelera, maderera o para la obtención de productos químicos, además de su valor ornamental.
Eucalipto_arco_iris_Eucalyptus_deglupta_1
Los eucaliptos son árboles perennes, de porte recto y rápido crecimiento. En los bosques nativos, es un árbol que alcanza los 30-60 metros de altura, con diámetros de 50 a 200 cm de circunferencia en su tronco. También se habla de ejemplares ya desaparecidos que han alcanzado los 150 metros. En casi todas sus variantes la corteza exterior (ritidoma) es marrón clara con aspecto de piel y se desprende a tiras dejando manchas grises o parduscas sobre la corteza interior, más lisa. Sin embargo en la variedad Arco Iris (Kamarere) se observa que el tronco presenta una impresionante variedad de colores indicadores de su edad.
Eucalipto_arco_iris_Eucalyptus_deglupta_6
El árbol pierde trozos de su corteza en diferentes momentos del año. La corteza pasa por varios cambios de color, primero el verde es un signo de una corteza joven, ésta se va oscureciendo con el tiempo y va cambiando de color, al azul, al púrpura, naranja y finalmente a marrón antes de ser desechada. Debido a que la corteza se cae del árbol en parches irregulares el mismo muestra una colección de todos los colores a la vez que proporciona un efecto caleidoscópico.
Eucalipto_arco_iris_Eucalyptus_deglupta_2El eucalipto arco iris puede ser cultivado en muchos lugares donde no se experimenten heladas, pero en Filipinas se cultiva principalmente para su uso en la fabricación de papel. También se cultiva como árbol ornamental en jardines y parques de regiones con climas tropicales y subtropicales.
amazing-trees-rainbow-eucalyptus-8
La mayoría de la fotografías del post fueron realizadas por el fotógrafo Warren Krupsaw en la isla de Kauai, en Hawai.  Krupsaw es un especialista de la fotografía en la naturaleza, alguien le habló de estos árboles y vino a buscarlos a la isla. “Cuando vi por primera vez los árboles, mi primer pensamiento fue de asombro, nunca había visto una corteza de árbol con semejante colorido -comentó Krupsaw, quien tomó las fotografías inmediatamente después de un chaparrón de lluvia por la tarde.
amazing-trees-rainbow-eucalyptus-1
Para finalizar, en este caso, podemos afirmar como el aforismo que “El arte imita la vida” cuando contemplamos el lienzo de la corteza de una eucalipto arco iris. Gaugin, Monet,  y otros impresionistas estarían encantados con la visión de esta maravilla de la naturaleza, sobre todo por esos azules y púrpuras que ya atisbaron ellos en las sombras del follaje cuando pintaban a “plein air” o al aire libre... 

------------------------------

viernes, 13 de enero de 2017

los nidos en invierno...

Cuando el frío arrecia y las plantas se congelan por culpa de las bajas temperaturas, cientos de pájaros silvestres se ven privados de la posibilidad de poder alimentarse de forma adecuada. Una situación, a la que ahora mismo quizá no le des demasiada importancia, que provoca que algunas especies vean como su población se reduce drásticamente.
A la caída de la tarde las temperaturas bajan y todos los pajarillos desaparecen del barrio y yo me pregunto..donde dormirán  ?? porque sus nidos están vacios...


Con lo inclemente que puede llegar a ser el clima en invierno, las aves han ingeniado impresionantes y versátiles mecanismos de protección que han resguardado su vida a través del tiempo. A lo largo del proceso evolutivo de las aves, estas han aprendido a prever cuándo son los cambios de estaciones climatológicas y se han adaptado para resistir estos cambios y no morir en el intento. Por ejemplo las aves, animales de sangre caliente, tienen una temperatura promedio que oscila en torno a los 40ºC, representando un verdadero reto mantenerla en equilibrio cuando llega el invierno y las temperaturas descienden a los 10 grados diarios.

La adaptación ocurre de forma física o de comportamiento. Uno de los cambios físicos más notables es la presencia de las plumas, que aislan al ave del frío y el agua, mientras que en las patas poseen escamas que minimizan la pérdida de calor. Además, como muchas otras especies, las aves reservan grasa en su cuerpo que funciona como aislante del frío y representa una fuente de energía para generar calor. 

Sin embargo, la más importante de sus adaptaciones resulta de comportamiento. Las aves suelen migrar a latitudes más templadas, cercanas al ecuador durante el invierno, para huir de los efectos del frío. Aunque muchas aves no migran y se quedan en su hogar durante la temporada fría. Para esto, su respuesta es ahuecar las plumas creando bolsas de aire que incrementan el aislamiento, exponerse al sol cuando pueden y agruparse en bandadas grandes durante la noche para compartir el calor...
 No es el caso de nuestro querido gorrión común que se ha adaptado a las ciudades y a las gentes y aquí vive todo el año con nosotros haga frío o calor retozando todo el día buscando su alimento en los parques y jardines de nuestros barrios y pueblos...
Aunque se dice que están disminuyendo mucho yo sigo obserbandolos en mi barrio y la verdad es que a lo mejor son menos ahora, pero en cualquier caso hoy mismo he visto mas de veinte juntos en los jardines que rodean la zona de mi bloque y se los ve bastante bien alimentandose con ayudas de el pan que les colocan los vecinos amantes de estos , sin ir mas lejos en mi terraza se han zampado todos los días los restos de los roscones de navidad y varios duermen debajo del toldo recogido de nuestra casa...





en cualquier caso sí se les puede ayudar en invierno con cualquier tipo de comedero simplemente con trozos de pan...


---------------------------------------------------------------

martes, 10 de enero de 2017

los olivos de Madrid...

  En pleno centro de la capital...
 en el corazón de la Plaza de España de Madrid existe un olivar que para muchos quisieran compuesto de casi cincuenta olivas en plena producción...

Cada día es más fácil hallar olivos en jardines y terrazas, y es que, aparte de la fuerte simbología cultural que tiene en todos los países de la cuenca mediterránea, este árbol posee unas cualidades estéticas indiscutibles.
Su duro y espeso follaje plateado, y sobre todo el aspecto compacto y tortuoso de su tronco al alcanzar la madurez, hacen que el venerable olivo sea objeto de deseo en cualquier espacio verde...

no podía ser menos Madrid , que le destina un espacio privilegiado con los personajes universales de Cervantes como vigilantes permanentes haciendo gala de sus paseos por la Mancha  atravesando olivos buscando a su Dulcinea...






















no estarán muy buenas por la contaminación , 
pero los estorninos bien se las comen....

--------------------------------------